#Rosario Masiva concentración para gritar Ni Una Menos

Foto de la Campaña Nacional en Rosario
Anto Beccari

Anto Beccari

Redactora at Corriendo La Voz
Periodista. Feminista | Vivir libre o nada
Anto Beccari

Tres años pasaron de aquel 3 de junio en que miles de mujeres salimos a las calles a gritar que nos queremos vivas. Tres años del asesinato de Chiara Perez que nos golpeó de lleno  y nos impulsó a decir BASTA.

Este año, en la ciudad de Rosario, decidió no marchar pero si juntarnos. La convocatoria fue en la emblemática plaza Monumento a la Bandera. Desde las 14hs se podía escuchar música y ver diferentes propuestas de la feria de economía popular organizada, por agrupaciones sociales y sindicalistas entre otras.

Este domingo, miles de mujeres rosarinas salieron a las calles para seguir gritando por aquellas que ya no están, para seguir dándole pelea al patriarcado y pedir por el Aborto legal, seguro y gratuito.

Según los datos de Mumalá (Mujeres de la Matria Latinoamericana), desde el 3 de Junio de 2015 hasta el 29 de Mayo de 2018, se registraron en Argentina 871 femicidios. El 89% fue cometido por hombres del círculo íntimo y conocidos de la víctima y el 4% fue efectuado por extraños; del 7% restante no se registran datos. A eso hay que sumar que 908 niños y niñas quedaron huérfanos.

Algo a tener en cuenta es que el 18% de las víctimas había realizado denuncias por violencia de género y el 10% tenía medidas de protección. En el mismo período también hubo 24 travesticidios  Cifras que alarman, cifras fuertes y que asustan.

Pese al frío, una marea de mujeres con pañuelos verdes copó el parque para dejar en claro que la ilegalidad y clandestinidad del aborto constituyen un femicidio perpetrado por el Estado. Si bien la lucha por el aborto legal fue la principal consigna, por los diferentes stand se pudo ver frases como “La violencia deja marcas, no verlas deja femicidios”, “igual salario por igual trabajo”, “las mujeres somos realmente libres cuando podemos decidir nuestras maternidades” y “ni una menos por abortos clandestinos” , entre otras.

Por el escenario principal pasaron los músicos de Aguaviva, Chiquita Machado y Eugenia de Mamita Peyote, así como también actrices y militantes como Carla Saccani, Morena García y Michelle Vargas. Durante el encuentro se leyó el documento consensuado por el colectivo Ni Una Menos Rosario que, como primer punto, exigió la aprobación de la ley de interrupción voluntaria del embarazo.

La convocatoria es mucho más de lo que esperábamos. Muchas chicas jóvenes, demostrando que la renovación del feminismo está ahí, en al juventud presente” expresó Lilian Alba referente de Ni Una Menos Rosario: “las chicas más jóvenes ya lo tienen inscripto en la piel, ya no se callan ante ningún tipo de atropello hacia sus derechos”.

Para las 17hs, momento del pañuelazo, la multitud nos regaló una imagen que quedará grabada en la memoria de todas las que estuvimos presentes. Mujeres, hombres, niños, niñas levantando su pañuelo, levantando esta lucha que es de todas y todos. El canto por el “Aborto legal en el hospital” resonó, sin dudas, con más fuerza que nunca.

“No sólo logramos meter la palabra femicidio, sino que logramos que se pueda entender que es el escalón más alto de la violencia pero que existen otras mucho más solapadas que sufrimos todas y que no estamos dispuestas a seguir tolerando”, relató Lilian. No hay que irnos mucho tiempo atrás para ver como se habló, durante décadas, de crimen pasional ante lo que fueron claros asesinatos del patriarcado. Sobre el acoso, expresó que “era algo que conocíamos como piropo y que hasta estaba bien visto”

El feminismo es presente y futuro porque llegó para quedarse. 

Todavía nos queda un largo camino que recorrer pero no hay dudas: ¡ya no hay vuelta atrás! Cada vez hay más conciencia de las violencias y desigualdades naturalizadas con las que crecimos y con eso, hay más convicción: al patriarcado no lo discutimos, sino que vamos a combatirlo.  

 

Comenta

Print Friendly, PDF & Email