Octava presentación del Proyecto de Ley de Interrupción voluntaria del embarazo

Bianca Coleffi

Estudiante de Historia y Comunicación Social. Colabora en Corriendo La Voz y Rock and Ball.
Bianca Coleffi

Este martes, en el Día Internacional de Acción por la Salud de la Mujer, y cumpleaños número catorce de la Campaña por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito, se presentó por octava vez el proyecto de Ley por la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) en el Congreso de la Nación.

Alrededor de las dos de la tarde, la marea verde ya copaba las calles esperando la presentación del proyecto, programada para las 17:30. Al mismo tiempo que se transmitía la conferencia de prensa por la presentación del proyecto de IVE, se realizó un pañuelazo federal, a lo largo y ancho de todo el país. Cuando la tarde oscurecía, comenzó un festival que incluyó diversas actividades, feria, información y materiales de la Campaña, talleres y debates.

Foto por Marcelo Javier Moreno

Esta nueva presentación del proyecto de IVE llega después de que en 2018 fuera votado en Diputados pero quede frenado en el Senado con 38 votos en contra, 31 a favor y dos abstenciones. Ayer el proyecto se presentó con 70 firmas de diputados y diputadas de diversos partidos políticos, y se espera que haya más adhesiones a lo largo del año.

La Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito fue quien impulsó esta iniciativa luego de varios plenarios de discusión sobre las nuevas modificaciones. “En marzo de este año, en la ciudad de Córdoba nos juntamos todas las organizaciones que conformamos la Campaña, para realizar diferentes plenarios y debatir el nuevo proyecto. Se hicieron los aportes que creímos necesarios para sumar a esta propuesta de varios sectores y especialistas en el tema, como penal, salud, ESI, cuerpos de psicólogas y psicólogos”, dijo Aldana, de la regional CABA. “Y con respecto a las expectativas, quizás son mayores que el año pasado, no solo por la cuestión electoral que hace que tengamos más chances y por eso también lo pensamos estratégicamente en éste momento, sino también porque crecimos en grados de movilización y de estar en las calles”, remarcó.

En el marco de un año con una agenda claramente delimitada por las elecciones nacionales, el proyecto de ley también juega dentro del tablero de disputas políticas. Primero, es necesario que pase a comisiones, y una vez en claro las nuevas modificaciones y la intención de la propuesta, se espera que llegue a las cámaras para someterse a la votación de las bancas parlamentarias.

Las nuevas modificaciones del proyecto fueron las siguientes:

– Permite la interrupción del embarazo hasta la semana 14. Este plazo podrá extenderse en casos de violación o si corre riesgo la vida o salud integral de la mujer o persona gestante. En la media sanción establecía las 12 semanas.

– No se habla sólo de mujeres con derecho a la interrupción voluntaria del embarazo. El proyecto describe como sujeto de derecho al aborto a «toda mujer u otras identidades con capacidad de gestar».

– La cobertura de la práctica, en tanto, deberá ser «integral y gratuita» en los tres sectores del sistema de salud (público, de seguridad social y privado).

– No se requerirá autorización judicial y deberá realizarse «en un plazo máximo de 5 días corridos desde su requerimiento».

– En cuanto a la despenalización, el proyecto indica que «No es delito el aborto realizado con consentimiento de la mujer o persona gestante hasta la semana 14, inclusive, del proceso gestacional»Además, añade que «la mujer o persona gestante que causare su propio aborto o consintiere que otro se lo causare en ningún caso será penada«.

No incluye la objeción de conciencia, ya que entiende a la interrupción legal del embarazo como un derecho.

La jornada del martes estuvo repleta de pibas y pibes con carteles que exigían derechos: por sus cuerpos, sus deseos, sus elecciones y libertades. Pedían por el aborto legal, seguro y gratuito, por una educación sexual integral en todas las escuelas, y por una salud pública en manos del pueblo, y sobre todo de aquellas mujeres que hoy abortan en el silencio, aunque sus cuerpos piden a gritos justicia.

Foto por Nadia Bascopé

Es indiscutible que hoy, la marea verde, la campaña por el aborto legal, y las diferentes organizaciones y movimientos feministas están encabezando una clara lucha que se ha instalado en la sociedad. También se ha vuelto evidente que a veces se corre el riesgo de banalizarla, o vaciarla de contenido, hasta el intento de pensarla por fuera de cualquier posicionamiento político.

Hoy las pibas y los pibes son más conscientes que ésta lucha forma parte de un proyecto de país con justicia social, y que sin ésta la igualdad de condiciones es cada vez menos posible. Si no hay clases, hay menos escuelas, y el presupuesto educativo no es una prioridad, ¿dónde estará nuestra educación sexual para decidir? Si se recorta el presupuesto a la salud pública y se vacían las salitas comunitarias, ¿donde encontramos los anticonceptivos para no abortar? Y sin ministerio de salud, ni defensa de los hospitales públicos de nuestro país, ¿dónde existirá el aborto legal para no morir?

Foto por Camila Rojas

Por eso, en tiempos en que el sector público de nuestro país se encuentra en retroceso, éste derecho se vuelve cada vez menos imaginable. Pero quizás el momento histórico nos deje claro que el aborto legal, seguro y gratuito no está exento de la crisis nacional, sino que es parte de una misma lucha, por un país más justo, equitativo e igualitario. Con menos vía libre a multinacionales que dejan sin respiro, y más soberanía. Ahí se podrá visualizar al feminismo como una realidad efectiva, o por lo menos desde allí empezar a construirla.

Si hay algo que la marea verde ya sabe, es que con Macri y sus amigos del FMI eso no es posible, y estuvo demostrado en la jornada de ayer, como un grito más, entre tantos que vienen siendo silenciados a lo largo de la historia. El grito de las mujeres no va a ser callado nunca más, porque la marea verde ya está despierta y en las calles, exigiendo una vez más el aborto legal, seguro y gratuito.

Fotos por Federico Hernandez, Nadia Bascopé, Camila Szczygiel, Karina Dos Santos, Marcelo Javier Moreno, Camila Rojas, Edgardo Moreno, Nicolás Avelluto, María Sol Fariña y Agustina Fernandez 

Comenta

Print Friendly, PDF & Email