#LadoNerd Warcraft, de los videojuegos al cine

Laura Palau
Redes:

Laura Palau

Redactora at Corriendo La Voz
Co-Editora de Cultura y Lado Nerd
Feminista. Fanática de Harry Potter. Amante de los libros, la radio, el cine y las series. Periodista y futura comunicadora.
Contacto: cultura@corriendolavoz.com.ar
Laura Palau
Redes:

Latest posts by Laura Palau (see all)

La mayoría de los jugadores de PC tuvo la oportunidad alguna vez (principalmente en los 90 y comienzos de la década del 2000) de pasar el tiempo con un RTS -o Real Time Strategy-, que les permitía manejar civilizaciones enteras desde el cielo, construir grandes ciudades, crear ejércitos para vencer a sus enemigos y en este género, Warcraft fue uno de los exponentes más importantes.

La historia de uno de los videojuegos más importantes de la historia empieza en 1994 con Warcraft I: Orcs and Humans, una apuesta fuerte para la recién creada empresa estadounidense, Blizzard Entertainment, que mostraba el comienzo de la historia en el mundo de Azeroth y narraba la historia que años más tarde se trasladó a la pantalla grande.

Pero el boom más importante para esta empresa no se iba a producir hasta el lanzamiento de Warcraft 3: Reign of Chaos en 2002 y su posterior expansión Warcraft 3: The Frozen Throne, que seguro traiga una lágrima a los ojos de más de un gamer nostálgico. Esta parte de la franquicia fue un éxito internacional y se transformó en la motivación principal de Blizzard Entertainment para continuar con esta historia por mucho más tiempo.

Diez años después del lanzamiento de la serie, Blizzard estrenó uno de los juegos más reconocidos a nivel mundial, World of Warcraft, que se transformó en el MMORPG (Massively Multiplayer Online Role-Playing Game) más popular, a tal punto que el año pasado ingresó al salón de la fama de los videojuegos en los Estados Unidos.

4626a

World Of Warcraft (popularmente conocido como WoW) permite crear personajes de distintas razas que luchan a favor de una de las dos facciones presentes en el juego, la Alianza y la Horda, pero lo más relevante es que permite experimentar la excelente historia de este juego desde adentro, combatir a la par de los personajes más importantes y conocer sus vidas.

La historia de este universo no tiene nada que envidiarle a las superproducciones cinematográficas más conocidas ni a grandes sagas leídas por todo el mundo. Sus personajes tienen historias complejas, amplias, y la experiencia WoW les permite a los jugadores conocerlas con lujo de detalles al mismo tiempo que mueven la narración hacia adelante.

El traslado de un juego a su película siempre fue un riesgo y algunos ejemplos son deprimentes, como la adaptación original de Mortal Kombat en 1995 que significó un fracaso rotundo desde lo económico y una decepción inmensa para los fanáticos del juego de lucha, o el film de Street Fighter: The legend of Chun Li que no solo fue criticada por ser una pésima adaptación, sino también por la mala performance de los actores, que transformaron el sueño de los fanáticos en una pesadilla.

warcraft_the_beginning-333696701-largeSin embargo, la película de Warcraft demostró que aun hay esperanzas para las adaptaciones de videojuegos al cine. La idea de la creación del film existió entre los planes de Blizzard por muchos años, y entre las postergaciones que existieron una de ellas fue porque no querían competir con El Señor de los Anillos, pero ese tiempo les permitió encontrar una productora que se encuentra en auge como Legendary Pictures y un director como Duncan Jones que hizo cambios rotundos en el guión original.

En este punto es donde empieza la polémica, porque para muchos de los fanáticos de la serie, Warcraft: El primer encuentro entre dos mundos, no cumplió con sus expectativas porque se realizaron cambios rotundos en la historia original. Las vidas de los personajes principales: Garona, Durotan, Lothar, Medivh, Gul’dan, Blackhand, Orgrim, todos se vieron alteradas para crear la película.

Sin embargo, Duncan Jones encontró la forma de transformar a Warcraft en una película que no solo pudiera ser seguida por los millones de jugadores que existen en todo el mundo, sino en una saga que amplía el público a personas desconocedoras de la serie, pero que disfrutan de buenas películas épicas con personajes interesantes y grandes batallas.

Quizás la película no sea el reflejo fiel de la historia original, y use una buena cantidad de clichés para generar dramatismo, pero a pesar de las diferencias, estableció la piedra fundamental para la creación de una saga cinematográfica exitosa y que en definitiva será disfrutada no solo por los fanáticos que siempre soñaron con la adaptación a la pantalla grande de uno de los videojuegos con mejor trama de la historia, sino también por todos aquellos que no conocen la emoción de escuchar los gritos de FOR THE HORDE y FOR THE ALLIANCE!

COLABORACIÓN: LAUTARO ABAL

Comenta

Print Friendly, PDF & Email