#KevinMolina Negativo detonaciones

Tomás Cueto González
Redes:

Tomás Cueto González

Redactor at Corriendo La Voz
Estudiante de Relaciones Internacionales en UCA.
tomas@corriendolavoz.com.ar
Tomás Cueto González
Redes:

“HORAS SEGÚN DISPLAY: 09:38:49”.-

OPERADOR: 911 de la Policía Federal Argentina, ¿dónde es su emergencia?.-

DENUNCIANTE: En la villa Zavaleta. Por favor, que le mataron criatura. Que le dieron en la cabeza. ¿Y dónde están los gendarmes? Por favor.-

*TRANSCRIPCIÓN SOLICITADA POR EL JUZGADO DE INSTRUCCIÓN 41, EN CAUSA 48025/13. MODULACIONES EN RELACIÓN A LA INCIDENCIA OCURRIDA EN LA VILLA ZAVALETA Y 21-24, EN EL PERÍODO COMPRENDIDO DEL DÍA 06/09/2013, HS: 21. Y EL DÍA 07/09/2013, HS: 10.

 Zonas liberadas, inseguridad, negocios de las “fuerzas de seguridad” y de los funcionarios responsables de cada municipio, barrio o zona asignada. Esto ya no sorprende. ¿Cuántas veces escuchamos o leímos que la policía no hace nada? Claro está, no son solo ellos. Son responsables también aquellos que no colaboran para que las causas avancen a un ritmo, al menos, comprensible.

Es importante remarcar que el caso de Kevin no debe ser considerado uno más.

Luchar todos los días buscando la verdad y la Justicia, yendo en contra de la impunidad, es aquello que nos permite mantener viva la memoria. No solo acerca de los casos como los de Kevin Molina, Luciano Arruga y Jonathan Lezcano, sino también de éstas situaciones que se nos presentan a diario, que suceden a la vuelta de la esquina o en la misma plaza a la que vas a tomar mates todos los sábados. Mantener presente estas luchas, día a día, significa gritar que todos los responsables van a asumir las consecuencias. Nadie va a bajar los brazos. “Todos fuimos. Todos somos. Todos podemos ser”, es la frase que Luis Alberto Spinetta grabó en nuestras cabezas.

La misma historia de siempre

Eran las 8:25 am. Del día sábado 7 de septiembre del 2013, cuando se efectúa uno de los 8 llamados que realizaron los vecinos al 911:

– OPERADOR: 911 de la Policía Federal Argentina, ¿Dónde es su emergencia?-

– DENUNCIANTE: En la Villa Zavaleta.-

– OPERADOR: ¿Capital o Provincia?-

– DENUNCIANTE: Capital, acá en Barracas.-

– OPERADOR: Dígame, ¿Qué sucede? –

– DENUNCIANTE: Eh, están hacen 2 horas… Están a los tiros acá, en una casa ajena y ahora fueron a buscar nafta y van a quemar una casa. –

 Para ese entonces, ya todos los vecinos del barrio Zavaleta, ubicado en Capital Federal, se encontraban despiertos. Los testimonios cuentan que los tiroteos empezaron entre las 4:00hs y las 6:00hs de la mañana. Dos facciones, grupos o cómo se los quiera llamar, se enfrentaban por  dinero, territorio y otros negocios. Uno atrincherado en una casa dentro de la manzana 4, frente a la Plaza Kevin (denominado de ésta forma por otro caso similar sucedido en 2009), y el otro proveniente de afuera del barrio. Es decir, los fueron a buscar.

Siendo las 8:36am, otro llamado al 911 realiza el intento de que Prefectura, Gendarmería, la Policía o quien pudiera, haga frente a la situación. Hasta ese entonces, Kevin se encontraba al resguardo dentro de la casilla en la que vivía con sus hermanos, su mamá y su padre.

-OPERADOR: Sí, ¿Qué estaría sucediendo señor?

– DENUNCIANTE: No, lo que pasa es que ahí venden drogas y se están tiroteando. O sea, no puede salir uno.-

– OPERADOR: ¿Qué, escuchó disparos de armas de fuego?-

-DENUNCIANTE: Sí, toda esta madrugada estaban tirando tiros, desde las 4 de la mañana.

– OPERADOR: ¿Hay personas heridas?

-DENUNCIANTE: No hay, pero no se puede salir.

A las 8:58am se registra contacto entre la policía:

 – PNA C232R28: 1232.-
CDO RAD 6: Adelante, señor.-
PNA CS32R28: En estos momentos, departamento, me encuentro en la Plaza Kevin, y el panorama es normal.-
CDO RAD 6: QSL, señor, negativo detonaciones en la vía pública dentro de la plaza.-
PNA CS32R28: Negativo, departamento, normal en la vía pública.-
CDO RAD 6: QSL.

Cuatro minutos más tarde, otro contacto:

– CDO RAD 6: 1232 Departamento Federal llama.-

PNA CS32R28: En QRV.-

CDO RAD 6: Señor, le notifico que ingresa una nueva constancia de la Villa 21. En la villa 21, señor. En la Plaza Ke-vin, Manzana 55, casa 88 señor. Hay varios masculinos generando detonaciones. Aproximadamente 8, señor.-
PNA CS32R28: Señora, me encuentro en el lugar con el 1132 de apoyo y negativo detonaciones.-
CDO RAD 6: Se tomó contacto con el denunciante, señor. Y escucha en estos momentos los disparos.-
PNA CS32R28: Departamento, yo me encuentro justamente acá, en el lugar. Me encuentro justo en el lugar y negativo detonaciones. Y nadie se acerca al móvil para denunciar.-
CDO RAD 6: Bueno, señor. ¿El panorama es normal?-
PNA CS32R28: Sí, afirma, departamento. Me encuentro con el móvil de apoyo, el 1132. Estamos acá y negativo detonaciones y el panorama normal.-
CDO RAD 6: QSL.

Luego, ya todo fue distinto. Nadie había acudido seriamente y los vecinos se enteraban la consecuencia de las 105 balas disparadas. Kevin, de 9 años, que se encontraba defendiéndose debajo de una mesa, fue alcanzado por una de esas balas en la cabeza.

 “HORAS SEGÚN DISPLAY: 09:38:49.

– OPERADOR: 911 de la Policía Federal Argentina, ¿Dónde es su emergencia?-

– DENUNCIANTE: En la Villa Zavaleta. Por favor, que le mataron criatura. Que le dieron en la cabeza. ¿Y dónde están los gendarmes? Por favor.-

El primer paso “legal” lo realizó parte de la Policía. Allanó la casa de Kevin. Se encargaron de contar las balas y, claro, dejar una evidencia que los haga zafar. Plantaron armas. No contentos con eso, les robaron los celulares que había en la casa y 100 pesos que Roxana, la madre, tenía guardados. Mientras tanto, otros aguardaban en la garita que tenían a 50 mts del lugar. La excusa: “No escuchamos nada por la lluvia”. El cuerpo fue retenido durante 60 horas.

Tanto la Policía, como los grandes medios de comunicación hicieron caso omiso hasta que el hecho se difundió por las redes sociales, y se comenzó a buscar masivamente la verdad y la justicia. La verdad fue fácil de hallar: la policía liberó la zona. ¿Y los responsables?

El barrio de Zavaleta depende del llamado “Operativo Cordón Sur” desde el año 2011, coordinado por María Cecilia Rodríguez. Dicho cordón depende directamente del Ministerio de Seguridad.

Se abrieron dos causas judiciales las cuales se encuentran bajo la responsabilidad del Juzgado de Instrucción 41, a cargo de Hernán López, quien, a su vez, depende de los fiscales Pompeya Adrián Giménez y Marcelo Munilla Lacasa.

La primera causa, con la descripción de “Homicidio Simple“, la cual  refiere a responsabilidades directas, posee cinco imputados y dos detenidos, todos a la espera de juicio oral. La segunda, bajo el nombre de “Incumplimiento de deberes de funcionarios públicos”, hasta el día de hoy no tuvo gran movimiento. Recién después de 14 meses, el titular de la fiscalía Adrián Giménez solicitó la indagatoria de 7 efectivos de la Prefectura Naval Argentina: Daniel Stofd; Walter Quiñones; Miguel Medina; Darío Chique; Fabián Salas; Enzo Miño; y Raúl Gómez. Sin embargo, esto no quiere decir que vayan a ser indagados. Falta que el juez interino del Juzgado Nacional en la Correccional N°14, Luis Schelgel acepte el pedido. ¿Cuánto puede demorar? Y más importante aún ¿Se querrá hacer cargo de dicha responsabilidad?

105 balas, una víctima: Kevin Molina. Todos nosotros. En este día, y cada día.

 Para conocimiento de otras causas similares  que giran entorno a la problemática de violencia institucional, recomiendo buscar las de: Luciano Arruga, Jonathan Lezcano, Brian Ayaviri, Gabriel Vaca, Mario Gustavo Ruiz, Jonathan Mareco, Ezequiel Demonty, Camila Arjona y Ezequiel Blanco.

En caso de estar viviendo o conocer una situación de violencia institucional podes denunciarla de las siguientes formas:

  • Online en la página http://www.contralaviolencia.com.ar/
  • Ir a la oficina del “Programa contra la Violencia Institucional” ubicado en Lavalle 1832 2°piso (C.A.B.A.) a cargo de Nicolás Laino o llamar al 5217-0677/0676.
  • Comunicarte con el PROVUNIN (Procuraduría de Violencia Institucional) al 6089-9054/9295. Ubicado en Juan Domingo Perón 667 2°piso (C.A.B.A.). Oficina a cargo de Abel Córdoba.

Fuentes:

Comenta