#Cronica Malabares ya tiene su lenguaje universal

Martín Moor

Martín Moor

Periodista. Militante de la buena fe. Fallido jugador de fútbol, pero buen armoniquista. Que siempre suene una guitarra y ruede una pelota. Recomendar bandas es amor.
Martín Moor

En Capital Federal, sobre Scalabrini Ortiz al 600, se encuentra el mítico Marquee y allí Malabares presentó su segundo material discográfico llamado Lenguaje Universal. La fecha tuvo como banda invitada a Acorralados, que logró la aceptación del público generando el clima ideal para el gran show.

Corría el año 2011 cuando, en el barrio de Balvanera, un grupo de amigos empezó a gestar el sueño que hoy conocemos bajo el nombre de Malabares. Nicolás Muñoz le puso voz a las canciones,  Patricio SánchezGonzalo Lopez Mateos se colgaron las guitarras mientras Federico Parodi hizo lo mismo pero con el bajo; Ezequiel “El Tucu” Rivadeneira tomó la posta de los teclados al tiempo que Tomás “El Oso” Taylor hizo lo mismo con el saxo y, cerrando el circulo musical, Emiliano Bourlot se hizo cargo de la batería y la percusión. La banda estaba completa, el sueño comenzaba a concretarse y años después estaban junto a su público, para presentar su segundo disco de estudio.

Al entrar a la sala, nos da la bienvenida una imponente estatua del enorme Norberto “Pappo” Napolitano y, a medida que avanzamos, nos encontramos rodeados de fotos y afiches de bandas grosas de nuestro rock, como La Renga, Divididos y Bersuit Vergarabat, que alguna vez supieron zaparan por este lugar. Luego, ya más cerca al escenario, familiares, amigos y, sobre todo, seguidores estaban listos para formar parte de este nuevo capítulo en la historia de Malabares.

“La idea es que bailen junto a nosotros, gracias por estar acá”  dijo Nicolás alrededor de las 23hs dando inicio a la presentación oficial del Lenguaje Universal. La diversidad de luces de colores, el buen sonido y la fusión entre los géneros rock, pop y funk daban el permitido a que sea una noche para pasarla más que bien, divirtiéndose al ritmo de una banda under que va creciendo a paso firme. Antes de arrancar Satélites, volvió a hablar: “la verdad que estaba muy nervioso previo a este show ya que está es la primera vez que tenemos tanta convocatoria en nuestra historia y también le quiero dar la bienvenida a quienes se sumaron en este segundo disco”.

La lista hizo vibrar al público y los invitó a pasar por diversos estados. Ja Ja Ja y Miramar dieron espacio para mover los pies y relajar; Primeras Luces, Supongamos Que Hablo De Lo Que Creen Que Estoy Hablando e Instinto Natural pusieron mucho power a la noche; no faltó el momento emotivo en el cual Nicolás Muñoz le dedicó Vientos Del Este a un gran amigo suyo de toda la vida.

El final del show fue muy cargado ya que en este tramo estuvieron los únicos dos invitados y fue cuando la banda se encontró en total comodidad dejando atrás los nervios comunes del principio. En Encuentros Lejanos el invitado fue Federico Larocca  cantante de Viejo Farol. La otra visita fue la de Mariano Maciel voz de La Movida que puso toda su fuerza para hacer una gran versión de Banderas. El cierre estuvo a cargo de los temas más coreados por los seguidores. La potente y rebelde Irreverente dejó un claro mensaje en contra de la corrupción de políticos, empresarios y policías; Va A Volver y Declarando Principios pusieron el broche definitivo a un show más que interesante.

Con solo dos discos editados, Tragedia Comedia del 2015 y Lenguaje Universal de hace tan sólo un mes atrás, la banda sigue en busca de nuevos seguidores, llevando su música a otros escenarios. Por lo pronto se vienen shows en  The Roxy acompañando a Inmerso y  en la Groovestock en el mes de julio.

Malabares apuesta a más y probablemente dentro de poco haya una nueva linda sorpresa para quienes nunca los vieron en vivo o no pudieron asistir a esta fecha.

#Fotogalería Moro del Valle: 

Comenta